¿Qué es un seguro de hogar?

Para proteger tu vivienda. Aquí su definición y ventajas.

Un seguro del hogar es un contrato que se firma entre el contratista y la aseguradora por el cual se cubren los daños materiales causados en tu vivienda y los bienes que se encuentren en ella.

 

Este tipo de seguros tienen como finalidad la tranquilidad del asegurado ante cualquier eventualidad. Es importante antes de la contratación de un seguro del hogar, definir cuál será la cobertura del mismo, ya que pueden existir desperfectos causados por el uso, por fallas propias del tiempo de vida útil de un inmueble, o por motivos meteorológicos.

 

 

¿Qué cubre un seguro del hogar?

 

El seguro del hogar cubre todo tipo de daños materiales y desperfectos, que puedan ocasionarse en nuestro domicilio, pero también que ocasionamos a un tercero, como podría ser una rotura en una tubería que afecte el domicilio de nuestro vecino.

 

En nuestro domicilio, el seguro del hogar cubre daños como desperfectos causados por agua e inundaciones, rotura de cristales, daños causados por incendio, explosiones o los que podrían generarse por fenómenos atmosféricos tales como temporales, granizo, entre otros.

 

También nos cubrirá otros desperfectos como cortocircuitos eléctricos, averías o robos. Además, se incorporan novedosos servicios que van encaminados a facilitar el día a de los asegurados, como pueden ser los servicios de bricolaje a domicilio y la asistencia Informática, entre otros.

 

La rotura de móviles o smartphones no está cubierta por seguros básicos del hogar, aunque puede ampliarse el ámbito de cobertura.

 

 

¿Es obligatorio un seguro del hogar?

 

No. Contratar un seguro del hogar no es obligatorio a la hora de entrar a vivir en un inmueble, corriendo en este caso el titular de la vivienda con los gastos que puedan acarrear los posibles desperfectos que acarree el paso del tiempo u terceros.

 

Sí suelen ser obligatorios en viviendas hipotecadas, que deben poseer una póliza que asegure el continente (inmueble) antes posibles daños que pueda sufrir y pongan en riesgo la inversión.

 

Existen seguros del hogar con una póliza básica que cubren algunos desperfectos en la vivienda y el contenido que se encuentre en su interior (en muchos casos ajenos a la responsabilidad civil).

 

Son casos tan característicos del día a día como roturas de tuberías, desperfectos en baño o cocina, escapes de agua, o grietas y humedades.

 

 

Necesito un seguro del hogar en alquiler

 

En el caso de habitar un domicilio en la modalidad de alquiler tampoco es necesario contar con un seguro del hogar. Si bien es el propietario de la vivienda el que debe hacerse cargo de la reparación o gastos que puedan derivarse de cualquier desperfecto, es posible contratar un seguro como inquilino, que solvente al menos una reparación a primer riesgo de las incidencias que puedan ocasionarse.

Para Unicaja Banco S.A., titular de la página web, es importante  adaptarse a tus gustos y preferencias, para ello usamos cookies propias y de terceros, que recaban datos de conexión que pueden vincularse con tu usuario de registro y cuya finalidad es medir el volumen y la interacción de los usuarios en la página web, ayudar a mejorar el funcionamiento y los contenidos web, así como los servicios y productos ofrecidos elaborando perfiles de comportamiento, cuidando siempre de tu privacidad. Puedes elegir de manera  transparente la configuración que mejor se adapte a ti, sin que ello suponga ningún cambio en tu operatividad habitual.    

(solo te llevará unos minutos)